- Publicidad -

La mayoría de las personas tienen en su casa algunas cintas de vídeo con sus películas favoritas y algunos recuerdos de la infancia. Y, aunque seguro que en ocasiones te has planteado tirarlas, si sigues leyendo sabrás cómo conservarlas correctamente y las ventajas e inconvenientes que tiene hacerlo.

Ventajas e inconvenientes de conservar cintas de vídeo VHS

Los recuerdos grabados en cintas de vídeo VHS pueden acabar siendo un problema si tenemos mucha cantidad o no las almacenamos correctamente. Por ello, conservar cintas de vídeo tiene algunas ventajas e inconvenientes que deberías conocer.

Ventajas

Algunos de los aspectos positivos de guardar cintas VHS son:

  • Conservar recuerdos grabados en este formato.
  • Posibilidad de ver películas en su formato original.
  • Tener en casa una prueba de la evolución de la tecnología.

Inconvenientes

Pero también existen inconvenientes cuando se trata de conservar las cintas de vídeo:

  • Estos dispositivos son delicados y se dañan fácilmente.
  • Es difícil encontrar aparatos que las reproduzcan.
  • La calidad comparada con la de otros soportes es menor.

Cómo conservar tus cintas de vídeo VHS

Para conservar y poder reproducir correctamente las cintas VHS de las que dispongas en tu hogar, es recomendable seguir los consejos que te damos a continuación:

  • Guardarlas en un lugar fresco y seco.
  • Evitar los rayos directos del sol.
  • Almacenarlas en cajas de plástico, que evitarán su oxidación.
  • El lugar donde se coloquen debe estar limpio.
  • Es preferible guardarlas siempre en horizontal, en la misma posición en la que se reproducen, en lugar de en vertical. De esta forma se evita el deterioro de los muelles que hay en su interior.
  • Reproducirlas de forma habitual ayuda a mantener el contenido en mejor estado.
  • Evitar la humedad en la zona de guardado pues existen unos hongos que se adhieren y alteran la reproducción. Para limpiarlos es necesario abrir la cinta y eliminar el hongo.
  • Una buena opción para conservar el contenido y evitar los riesgos de perderlo en caso de deterioro de la cinta es digitalizar las cintas VHS. De este modo el contenido estaría guardado en otro soporte, asegurando su salvación en caso de que la cinta no se encuentre en buen estado para reproducirse.

Las cintas VHS constituyen un bonito recuerdo que incluye películas y grabaciones de momentos importantes. Conservarlas tiene como ventaja poder guardar esos recuerdos y la posibilidad de verlos en su formato original. Sin embargo, las cintas son delicadas y de baja calidad. Para conservarlas correctamente es importante guardarlas en horizontal en una caja de plástico en un lugar fresco y seco en el que no dé el sol directo ni haya humedad. Reproducirlas habitualmente las mantendrá en mejor estado y digitalizar las cintas de vídeo VHS asegurará el mantenimiento de su contenido.